lunes, 4 de abril de 2011

EL CLUB DE LAS CANCIONES. CUENTOS CHINOS

El tema de este mes lo ha propuesto mi eterno Snoopy con esa mala baba que le caracteriza…”cuentos chinos”, hala, como si fuera tan fácil…




Después de pensar, repensar y volver a pensar he caído en la cuenta de que lo tengo delante de mis narices y no me había dado cuenta…YO.



No es egocentrismo. Soy el mayor cuento chino que he tenido el gusto de conocer. Que cosas. Espero ser y estar en vías de extinguir ese cuento chino que ha sido mi vida hasta hace poco, es más, lo estoy y soy feliz por estarlo.



Mi vida siempre ha sido un cuento, que no es lo mismo que tener una vida de cuento, ni te cuento mi vida…un cuento con mil personajes y una sola actriz verdadera, como dice el catecismo refiriéndose a dios. He sido un sinfín de personas o personajes, a veces personajillos, tantos que a veces no sabia quien era ni que tocaba en ese momento.



Y he sido tan buena actriz que me ha durado mucho el cuento. Siempre queriendo contar con la aprobación de todos y cada uno, siendo en cada momento lo que todos y cada uno requerían de mí. Siendo cuentista para sobrevivir o ser yo a ratos perdidos…



Ahora me puede el asombro. Tanto esperar, tanto buscar, tanto anhelar, tanto dar…para darme cuenta de que no hay que hacer nada, buscar nada ni esperar nada. Sólo ser. Ser tu misma. Que no es cosa tuya sino de la persona que esta enfrente, que no merece tu esfuerzo, que hay personas incapaces de sentir y corresponder a lo que das. Y tal vez esa que tienes enfrente sea una de ellas. Si hay que esforzarse y disfrazarse para merecer el amor y la aprobación de alguien, ese alguien no vale la pena.



Hay personas que te quieren como eres, no por ni a pesar de, sino tal cual. Sin disfraces ni apariencias. Sin exigencias, desbordantes de comprensión, tolerancia y respeto.



Y se que cuento con ellas.



Ser yo…tener confianza en mi, no es una utopía ahora. Se esta convirtiendo en la mejor de mis realidades.

Y como de cuentos se trata, traigo una cancion de uno de mis grupos preferidos. TRIANA.

QUIERO CONTARTE



Quiero contarte, niña,



como cambia el sentido


de las cosas.


Es como una puerta


ancha o estrecha


según tu forma de ser.


El pájaro de alas blancas


vuela alto a tu nivel.


Quiero contarte, niña,


todo, como lo vi ayer.


No puedo más


Si o no


Se abre la puerta se abre o estrecha


según tu forma de ser.


Quiero contarte.


Fue como un sueño bello


profundo y nuestro



todo se alborotaba

con la alegría de ser.





5 comentarios:

alejandradiazortiz dijo...

Querida amiga, yo no podría jamás escribir un cuento chino tan bello como tú...

Bexos

Gales dijo...

Has encontrado una especie de final feliz a tu cuento chino. No podría ser de otra forma contigo, ya eres actriz. Me suele gustar Triana, tu canción no sé porque al darle a comentarte, he dejado de escucharla, vamos a ver. Un beso sin cuentos principessa de una bruja...buena...

Gales dijo...

No está nada mal

Cristina dijo...

Más que la canción de Triana me ha gustado, y mucho, el talante de esta nueva Josefina.
Me alegra sobremanera ver que estas echando el resto y pones a tu vida el coraje suficiente para pegar una enorme patada a tu "cuento chino" particular.
Espero que a partir de ahora los cuentos sean de hadas, esos con finales felices, sin engañifas ni mentiras.

Erprofe dijo...

La canción no es de mi estilo la verdad, aunque reconozco que no está mal.
Eso sí, el post me ha encantado, bravo por una Josefina que no es ningún cuento chino.