lunes, 23 de junio de 2008

FIESTAAAA GENIAL


Realmente fué un exitazo. Lo pasamos bomba, todos junticos casi casi por última vez, vete tu a saber cuando nos reuniremos todos de nuevo. Puede que por weso precisamente fuera todo tan agradable. Yo he dicho en alguna ocasión que esto del curso ha sido como un gran hermano descafeinado, pero gran hermano al fin y al cabo. Cuatro y hasta cinco horas al dia juntos un grupo de gente, cada uno de su padre y de su madre, tiene su miga no se crean y da la casualidad de que de uno u otro modo todos eramos un pelín extraños, raritos, extravagantes, en fin , no como otros grupos de los que también formo parte, como el de teatro, por ejemplo.

Hablando de teatro, cuando yo actué hace como un mes o así fueron a verme precisamente los que yo menos esperaba, bueno, a Belén si la esperaba, pero fué la única, a los demás no, y menos a Iñaki, me daba reparo que me viese haciendo el payaso como él dice, ya he dicho en alguna ocasión que este tipo me impone un poco. Y a los PPP tampoco los esperaba. Y fueron.

Pero no era este el tema. Vamos al gran hermano. Si hasta se ha formado una pareja y todo. Esto es la leche.

A última hora, es decir ahora, estamos tos más quemados que el cenicero de un bingo, saltamos por cualquier cosa y no se si es el calor o qué pero ya no aguantamos más. Menos mal que falta una semana, cosa que con Angela no pasaba, hemos estado con ella cuatro mesesy tan panchos, incluso nos ha faltado tiempo, por eso creo que disfrutamos tanto el otro día.

Cena, karaoke y discoteca. Dicho asi a lo mejor parece una chorrada pero no lo fué en realidad, yo personalmente no me hubiera ido nunca de lo bien que estaba y como yo, la mayoría. Aparte de que yo, la ultima vez que pisé una discoteca, tenían el techo de paja y había gramolas.

Mariola estaba preciosa, exultante y divertida como nunca, y yo hablé con ella más ese día que en todo el curso, cantó de puta madre y a mi me encantó.

Al igual que Vicente era, mejor dicho, ES mi compañero de palabras imposibles, Mariola es mi compañera de chistes verdes y palabrotas. Creo que la descubrí el viernes.

Marisol estaba realmente guapa, coño, que tipazo tiene la tía, bailamos juntas un ratazo y yo acabé coja de tanto subir y bajar el culo haciendo monerías.

No se puede contar lo bien que yo me sentí ese día con todos ellos, así que aquí se queda el relato.

No hay comentarios: